Diagnóstico Dual

Actualmente 400 millones de personas sufren de trastornos mentales, neurológicos o psicosociales incluyendo los derivados del abuso del alcohol y de las drogas, cita en el 2001, la Dra. Gro Harlem Brudtland, directora general de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

De acuerdo con el National Institute of Drug Abuse (NIDA), las personas que están diagnosticadas con desórdenes afectivos o de ansiedad, tienen el doble de probabilidad de sufrir también de un desorden relacionado con las drogas (abuso o dependencia) comparado con la población en general. (National Institue on Drug Abuse, 2008) A la co-ocurrencia entre un desorden mental y una adicción se le conoce como Diagnóstico Dual.

El 28.6% de la población en México ha padecido algún trastorno mental alguna vez en su vida, siendo el 14.13% los casos de ansiedad, el 9.2% uso de substancias y el 9.1 los problemas afectivos. Servicios de Atención Psiquiátrica (SAP), de la Secretaría de Salubridad y Asistencia.

Es común que las personas que sufren los síntomas de una enfermedad mental seria tal como Esquizofrenia, Bipolaridad, Depresión Mayor, Trastorno Obsesivo Compulsivo o Trastorno de Ansiedad Generalizada, encuentren un alivio temporal en el abuso de substancias de manera que recurren a ello como una forma de automedicación.

Esto se va convirtiendo en una enfermedad agregada que debe ser tratada de manera integral. National Institute on Drug Abuse, 2008. La enfermedad mental y el abuso de substancias son trastornos que la persona no puede controlar sin la ayuda profesional.

Los tratamientos interdisciplinarios en los que se incluya: tratamiento farmacológico, psicológico, rehabilitación laboral y social y psicoeducación, tanto para el paciente como para su familia, permiten la reinserción familiar, social, laboral y una vida digna.

La impulsividad propia de la juventud y el consumo de drogas eleva el riesgo de suicidio.

El 74.6% de quienes intentan suicidarse padecen uno o más trastornos mentales. Suicidal Behavior in the Mexican National Comorbidity Survey (MNCS): Lifetime and 12-month prevalence, psychiatric factors and service utilization. Estudios recientes demuestran que cuando la enfermedad mental y el abuso de substancias son tratados conjuntamente, los intentos de suicidio y episodios psicóticos disminuyen rápidamente.

Publicado en Uncategorized.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *